Bebe y niños

Volver a la sección Bebe y niños

Anuncios

Volver a casa con el recién nacido

Si su hijo nace en un una clínica de partos no convencional, probablemente les darán el alta al cabo de veinticuatro horas. Si tiene un parto rutinario en un hospital convencional, probablemente estarán internados hasta tres días y, si le practican una cesárea o tiene alguna complicación durante el parto, su estancia en el hospital se puede prolongar hasta a una semana. Últimamente, hasta los bebés a término que están completamente sanos permanecen dos días en el hospital.

Tanto desde el punto de vista emocional como desde el punto de vista físico, hay argumentos a favor de ambas opciones: alargar o acortar la estancia en el hospital. A algunas mujeres sencillamente no les gusta estar en el hospital y se siente más cómodas y relajadas en casa. En cuanto se comprueba que tanto ellas como el niño están sanos y suficientemente fuertes para desplazarse, sólo piensan en volver a casa. Al acortar la estancia en el hospital no cabe duda de que tanto los padres como las compañías de seguros, se ahorran dinero. Sin embargo, las madres por lo general no pueden descansar tanto en casa como podrían hacerlo en el hospital, sobre todo si tienen otros hijos que reclaman su atención. Tampoco pueden contar con el apoyo y los consejos del personal de enfermería para lactario y cuidarlo durante los primeros días. Usted debería sopesar con cuidado estas ventajas y desventajas antes de tomar una decisión sobre cuándo quiere volver a casa.

Antes de abandonar el hospital, su casa y su auto deberán estar equipados por lo menos con los elementos más imprescindibles. En casa, deberá tener un lugar seguro donde pueda dormir el bebé, varios pañales y suficiente ropa para mantenerlo abrigado y protegido. Si va a darle el biberón, también necesitará tener una buena provisión de leche de fórmula. Por último, asegúrese de instalar en el auto un asiento de seguridad que cumpla la normativa vigente. Debe colocarla en el asiento trasero y fijarla bien al asiento utilizando el cinturón de seguridad. Siga atentamente las instrucciones para instalarla correctamente.

Nuestra posición

La decisión sobre el momento en que un recién nacido debe abandonar el hospital o la clínica debe depender tanto del estado físico del bebé como del de la madre. La Academia Americana de Pediatría considera que la salud y el bienestar de la madre y el niño debe estar por encima de cualquier consideración de tipo económico. La política de la AAP establece unos requisitos mínimos para pode dar de alta a la madre y al bebé y considera que es muy poco probable que estos requisitos se puedan cumplir en menos de cuarenta y ocho horas. La Academia apoya las leyes estatales y federales basadas en los parámetros de la AAP, siempre y cuando sea el médico, con el consentimiento informado de los padres, quienes decidan cuándo se le debe dar el alta al paciente.

Anuncios
Bebe y niños

Volver a la sección Bebe y niños